Ozono Systems

Descripción inicial del ozono

El ozono es una forma inestable del oxígeno que contiene el aire, de hecho es un gas que se genera de forma natural en la atmósfera, producto de diversas condiciones climáticas y ambientales.

Industrialmente se genera aplicando una tensión eléctrica suficiente para excitar el oxígeno convirtiéndolo en ozono. Por lo tanto, el generador de ozono u ozonizador, es un aparato electroneumático que controla y regula de forma constante un volumen determinado de aire, al cual se le aplica una tensión eléctrica suficiente para convertir el oxígeno que contiene dicho aire en mayor o menor medida, en ozono.

Como principales características, el ozono es un gas con un gran poder desinfectante, desodorizante, oxidante y con una capacidad de desinsectación impresionante, lo que hace que tenga numerosas aplicaciones en la higienización hospitalaria y como control de plagas.

Aunque actualmente el ozono en muchos casos se presente como un sistema innovador, en realidad no lo es como producto, ya que los primeros tratamientos realizados con éxito, datan de principios del siglo XX.

Lo que es innovador en muchos casos es el tratamiento y la aplicación del ozono, debido principalmente a la creciente sensibilidad y necesidad de utilizar sistemas de desinfección y oxidación que ofrezcan la máxima garantía posible.

Actualmente el ozono es una especie química perfectamente definida, no obstante no fue hasta 1.785 cuando Van Harum, por diferentes manifestaciones eléctricas, describió la presencia de “un olor característico” en algunas de sus investigaciones con máquinas electroquímicas.

En 1.840, Schönbein demostró que efectivamente se trataba de una especie química determinada, un gas al que debido a su olor llamó “ozono”, del griego “ozein” que significa desprendedor de olor.

En 1.860 se obtuvo O3 a partir de O2 puro, por lo que quedó demostrado que se trataba de una variedad alotrópica del oxígeno.

Se conoce sobradamente que el ozono posee un fuerte poder desinfectante (Morris y Col. en 1.975 indican que elimina 3.125 veces más rápidamente E.Coli que el cloro).

Fallo (1.984) demostró que los exopolisacáridos no protegen a las bacterias del ozono debido a la baja reactividad del ozono con los azúcares. Por contra reacciona con lípidos y proteínas (Duguet 1.981) oxidando las membranas y eventualmente liberando el contenido celular. Casi todos los constituyentes celulares son muy sensibles a las acciones del ozono, enzimas, ácidos nucleicos, etc.

Además de estos mecanismos biocidas, se supone que el ozono interfiere la respiración celular al destruir la deshidrogenasa, enzima que participa en la respiración celular (Sykes, 1.958).

En el caso de los virus, tres son, principalmente las estructuras alterables por el ozono: la membrana externa, la cápside y los ácidos nucleicos.

Sobre la membrana externa actúa sobre todo sobre los ácidos grasos, en la cápside al ser de naturaleza proteica puede ser destruida formándose subunidades proteicas. Los ácidos nucleicos pueden ser oxidados por el ozono. Esta última etapa es la que se considera como la etapa sensible de la inactivación viral (Block, 1.984).

Su poder biocida está ligado a varios mecanismos de acción que actúan combinados: capacidad de penetración, poder oxidante que elimina partes fundamentales de los microorganismos, actuando sobre moléculas tipo A.D.N. proteínas, enzimas, etc.; poder de combinación con otras sustancias bloqueando rutas metabólicas o respiratorias, etc. Esta serie de mecanismos hace que la posible creación de resistencias por parte de los microorganismos sea prácticamente imposible al tener que crearlas en varios frentes completamente diferentes al mismo tiempo.

Esta capacidad biocida y esta dificultad por parte de los microorganismos a generar resistencias frente a él, le hacen el desinfectante, en líneas generales, con mayor poder biocida.

Otra de las características que es reseñable del ozono, es su rápida desaparición, un tiempo después del tratamiento, no queda residuo alguno de desinfectante.

Es decir, el ozono es un elemento que por sus características, tanto biocidas como oxidantes, le hacen un elemento muy indicado para tratamientos en los que sea preciso una desinfección rápida, eficaz y de amplio espectro, o bien para la eliminación, tanto del aire como del agua, de muy diferentes poluentes mejorando las características iniciales del mismo.

Como cualquier desinfectante la capacidad de desinfección del ozono depende de la concentración en la que se encuentre y el tiempo de contacto entre el desinfectante y los agentes patógenos.

PULIBELLSAN controla las dosificaciones adecuadas en cada aplicación.

El ozono reacciona muy rápidamente frente a los patógenos ya que es tóxico para los mismos “per se”, no como el cloro que es necesaria su disociación antes de que adquiera poder desinfectante. Así mismo, su dependencia a las condiciones medioambientales son menores que las de otros desinfectantes.

La eficacia de un desinfectante se mide por la ley de Chick, la determinación del coeficiente específico de letalidad permite comparar la eficacia de los distintos desinfectantes frente a determinados microorganismos.

Varios autores demuestran la rapidez de actuación del ozono frente a distintos bacterias, virus y protozoos, observando una inactivación de coliformes y bacterias patógenas, incluidas Salmonellas spp. Recientes estudios realizados sobre rotavirus y quistes de Giardia Lamblia demuestran reducciones de más del 99%.

Los trabajos realizados por varios autores entre los años 1.861 y 1.922, llevaron a atribuirle la fórmula O3.

La descripción de las características físico-químicas del ozono se deben al investigador alemán H. P. Otto, que determinó el peso molecular, la densidad, etc., logrando además producirlo de forma controlada artificialmente por medio de descargas eléctricas.

La primera aplicación del ozono en el mundo del agua, como agente desinfectante, de debe al francés De Meriteus en 1.886, y desde 1.906 se desinfecta mediante ozono, el agua de red para consumo humano extraída del río Vesubio en Niza.

Posteriormente, el empleo del ozono se ha ido extendiendo y actualmente es usado en numerosos países para potabilización y diversos tratamientos de agua, así como tratamientos ambientales, siempre como agente desinfectante y oxidante.

Con la ozonización de los conductos de aire acondicionado conseguimos una desinfección de los mismos e incrementar la calidad de aire.

Este sistema recomendado por los expertos en salud y ambientes interiores, aprovecha la elevada acción bactericida del ozono, así como su capacidad para eliminar los malos olores y enriquecer el oxigeno contribuyendo de forma importante a la reducción del absentismo laboral.

A través del ozono los peritos y compañías de seguros pueden minimizar costosas indemnizaciones, desodorización de edificios incendiados, etc. permitiendo a sus asegurados la utilización inmediata del edificio, hasta la desodorización producida por procesos de humedad, inundaciones, descomposiciones orgánicas, son solo algunos de los servicios demandados por peritos y compañías de seguro, lo que les permite transformarse en proveedores globales, añadiendo a la ozonización la limpieza que requieren estas empresas.

La higienización en este tipo de industria se hace indispensable tanto para garantizar la higiene alimentaria, como para incrementar la caducidad de sus producciones.

Eliminación de malos olores en estos recintos, evitando el desarrollo bacteriano y el típico pie de aleta, etc.

Desodorización e higienización de los conductos de aire acondicionado de sus vehículos y eliminación de olores producidos por humedad en días de lluvia, vómitos en el transporte de clientes, tabaco, etc.

Tratamiento previo a la venta de vehículos de segunda mano cuando estos han sido utilizados por conductores fumadores, poseedores de animales domésticos o hayan transportado productos químicos etc.

Las necesidades son las mismas que las especificadas para los concesionarios de automóviles.

Eliminación de malos olores consiguiéndose a la vez el alargamiento de la conservación en condiciones higiénico-sanitarias del pescado.

Eliminación completa de todo tipo de olores, muy utilizados estos servicios por los importadores de textiles confeccionados en el Sur Este Asiático y que llegan a nuestro país con olores desagradables por descomposición de los conservantes textiles y que los hacen invendibles.

Las empresas alquiladoras de botas de esquí requieren los tratamientos de ozono tanto para evitar los malos olores como para garantizar la eliminación de agentes biológicos como hongos, virus, bacterias, etc., los cuales generalmente ocasionan reacciones alérgicas e infecciones cutáneas.

La desodorización de las Caravanas se hace indispensable después de la hibernación, ya que durante la misma se generan olores muy desagradables que son difíciles de eliminar por la simple aireación y requieren un proceso de ozonización.

El proceso de ozonización garantiza la eliminación radical de la carcoma.

Con la ozonización eliminamos la legionelosis, además de otros beneficios implícitos a la higienización por ozonización.

En estos establecimientos se requieren los servicios de ozonización, tanto para la eliminación de olores desagradables, como para conseguir los niveles de higienización que garanticen la eliminación de infecciones nosocomiales.

Un tratamiento de choque con ozono para estos vehículos se hace indispensable para garantizar el nivel de asepsia adecuado.

Los olores generados por la orina de la gente mayor no se eliminan fácilmente, los tratamientos de ozono son una garantía para su eliminación.

Algunas zonas de los geriátricos son reservados a gente incontinente, en estas zonas también se requiere los tratamientos de ozono para eliminación de olores desagradables.

Estos locales son utilizados por personas que por razones de edad tienen reducidas sus defensas, la ozonización garantiza la calidad aeróbica.

Vestuarios y zonas de ducha son los puntos críticos donde podemos intervenir con el ozono para garantizar la desodorización e higienización.

No abarcaremos el aspecto de lavado con agua ozonizada y todas las ventajas que del mismo se deduce, ya que ello se escapa del ámbito de las empresas de limpieza, aunque si debemos hacer mención de las zonas determinadas como circuito sucio de las lavanderías que deben ser ozonizadas diariamente para conseguir los niveles de asepsia idóneos, también debemos hacer mención a la ozonización diaria de los carros de transporte interno y externo, así como de los camiones de transporte.

La ozonización a nivel de choque de estas granjas reduce la mortalidad e incrementa el peso final de las crías y del ganado en general.

La ozonización periódica o como mínimo cada vez que se hace a fondo la limpieza, una cámara frigorífica evita la mezcla de olores e incrementa la conservación de la mercancía almacenada.

Los tratamientos periódicos de choque en estas cámaras permiten regular el helio y con ello la maduración de las frutas, evitando a la vez la putrefacción de las mismas.

El tratamiento con ozono cada vez que se produce el vaciado permite una higienización total, también el tratamiento con ozono de las cámaras de aire garantiza la eliminación del desarrollo bacteriano y la inocuidad del agua.

Son múltiples las aplicaciones del ozono en la industria alimentaria, para garantizar su calidad productiva hay que destacar los tratamientos de la industria láctea, la industria panadera o de masas en general, así como la industria cárnica.

Estas salas incluyen entre otros el envasado de jamón dulce, lonchas de jamón y un gran etc. La caducidad de estos productos depende de las condiciones de higiene de las salas donde se produce, a lo que contribuye de una forma eficaz la ozonización periódica de las mismas.

La asepsia en estas salas hace indispensable los tratamientos de choque con ozono periódicos para garantizar una producción exenta de riesgo.

Para evitar contaminaciones alimentarías masivas se hace indispensable que las cocinas colectivas de restaurantes, hoteles, hospitales, geriátricos, instituciones penitenciarias, catering, etc. mantengan no solo unas condiciones de limpieza sino también de higiene idónea, los tratamientos de choque a través de ozono que deben realizarse cada vez que se hace una limpieza a fondo garantiza la higienización de todos los puntos críticos de las mismas.

Sus ocupantes por razones de edad no han desarrollado sus defensas, lo que exige unos niveles de higienización óptimos, que solo se consigue lavando las superficies de las guarderías a una concentración óptima de 500 miligramos y realizando semanalmente una ozonización a nivel de choque de colchonetas, peluches, y material de juego en general.

El ozono se hace indispensable en las cocinas y cámaras frigoríficas como antes se ha reflejado y también la eliminación de malos olores en las habitaciones o en la higienización de las mismas cuando estas han sido ocupadas por enfermos con procesos virales, también en la zona de almacenamiento de basuras para evitar la formación de malos olores, y en las piscinas para evitar la formación de clyptosporidium que ha sido la causa de cierre de algunos hoteles, estos últimos años. También para evitar malos olores en aseos o vestuarios en aquellos hoteles que poseen gimnasios o spas.

Los tratamientos diarios post-limpieza de quirófanos y paritorios han demostrado de los estudios científicos que el ozono es el único medio para evitar las infecciones nosocomiales y el típico aspergilius, también se hace indispensable el tratamiento de cocinas y cámaras frigoríficas como se ha reflejado anteriormente. Los tratamientos de ozono en mortuorios evitan la formación de malos olores y en las zonas de autopsias garantizan también la eliminación de malos olores y la higienización indispensable.

También se hace indispensable los tratamientos de choque en habitaciones que hayan sido ocupadas por enfermos infecciosos terminales o incontinentes.

Los autocares en días de lluvia generan olores de humedad que se hacen molestos principalmente en las horas posteriores. Para evitar los malos olores se hace indispensable el tratamiento con ozono al realizar la limpieza interior en los días que ha habido lluvia. También es recomendable un tratamiento de choque semanal para garantizar la calidad aeróbica en los mismos principalmente importante para los chóferes que al respirar un oxigeno más puro les permite una mayor concentración y evitar la somnolencia.

Estos recintos acumulan malos olores, solo destruibles a través de los tratamientos con ozono.

Después de la hibernación los yates y embarcaciones de recreo acumulan olores de humedad y putrefacción solo eliminables con tratamientos de choque con ozono. A través de los comodoros podemos conseguir como clientes a todos los propietarios de yates y embarcaciones de recreo de un puerto deportivo.

Cada vez que arriban a un puerto tienen las mismas necesidades de ozonización que las descritas en el apartado de hoteles.

El cambio de mercancía en el transporte tanto de sólidos como de líquidos exige para evitar la mezcla de olores, como putrefacciones, los tratamientos de choque con ozono para garantizar la conservación e inocuidad de los productos transportados.

Evitar la mezcla de olores cuando se transportan mercancías que puedan trasmitir olores penetrantes como ajos y cebollas para después transportar frutas y verduras, esto requiere un tratamiento de choque entre ambos transportes. También cuando se producen problemas de putrefacción o para garantizar la higienización de las mercancías transportadas.

De todos es conocido los malos olores que en ellos se producen y que son eliminables con un tratamiento de ozono.

Al igual que en los locutorios se forman malos olores, también eliminables con los tratamientos de ozono.

Estos se incineran cuando han sido utilizados por enfermos infecciosos terminales o incontinentes. La incineración es mucho más costosa que la ozonización lo que además permite la reutilización en condiciones de higiene óptima evitando la reposición.

Este tratamiento con ozono debería realizarse periódicamente para evitar ácaros, ya que los colchones y almohadas son utilizados por huéspedes diversos y también cada vez han sido utilizados con huéspedes con procesos virales, ej: gripe etc.

Los tratamientos con ozono eliminan radicalmente el pulgón del jamón permitiendo su recuperación y comercialización.

Al igual que el pulgón del jamón este es eliminado radicalmente por los tratamientos con ozono.

Estos contenedores requieren una asepsia total, lo que es garantizado a través de los tratamientos con ozono.

Los argumentos que hace necesario la ozonización son los mismos que para los camiones de transporte de mercancías o barcos mercantes.

Son varios los métodos utilizados para la higienización de envases y embalajes de madera en transporte internacional, de entre ellos el más eficaz y menos costosos son los tratamientos de choque con ozono.

La forma más eficaz de eliminar los olores de tabaco ha demostrado ser el ozono.

También en estos casos está demostrado que el ozono es el único sistema para eliminar radicalmente dichos olores.

Las filtraciones terminan produciendo olores de humedad o putrefacciones, habiéndose comprobado que el ozono es el único sistema que garantiza la eliminación total de los mismos.

El ozono permite la eliminación de olores de humedad sin modificar los niveles de humedad de dichas bodegas.

Actualmente estas barricas quedan inutilizables en pocos años, la ozonización permite la eternización de su durabilidad ya que elimina la bacteria que produce los taninos que modifica el bouquet del vino y evita la obstrucción de los poros del roble permiten la oxigenación del vino.

La combustión de material sintético produce olores que no son eliminables por ventilación y que solo son eliminables con procesos de ozonización. En algunos países es obligatoria la ozonización pre-limpieza para evitar la contaminación aeróbica de los operarios. Los tratamientos de ozono post-limpieza son los únicos que pueden garantizar la desodorización cuando ha habido combustión de materiales sintéticos.

Todos ellos suelen tener muebles antiguos u otros objetos de madera. La carcoma y otros insectos y contaminantes se apoderan de ellos.

También tienen textiles, alfombras, tapices, etc., que por su antigüedad incorporan alérgenos, coleópteros, palillos y otros elementos destructivos. Los tratamientos de choque en ozono son la solución para este colectivo, ya que solo así pueden garantizar la eliminación de las plagas y contaminaciones que suelen presentar estos artículos.

Se produce con frecuencia en la limpieza de obras nuevas la oxidación de los metales como consecuencia del uso de productos de naturaleza ácida. Se ha podido constatar que el ozono elimina los volátiles que emiten los ácidos y como consecuencia evita las oxidaciones.

Un equipo de los denominados mini-generadores de doble lámpara suelen ser suficiente enchufándolo en la zona donde estamos desarrollando la limpieza. También es altamente beneficioso para los operarios ya que si dichos volátiles oxidan los métales ¿Qué perjuicios causan a las vías respiratorias y demás organismos de los operarios?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.>

ACEPTAR